Piénsalo muy bien antes de ser Infiel, porque puedes estar cambiando diamantes por piedras

Comparte con tus Amigos!

Te aseguro que vale más la pena quedarte y tratar de reparar que cambiarte a un barco “mas bonito”… recuerda lo que paso con el titanic… A veces te vas con lo que te deslumbra porque parece oro, pero más pronto de lo que te imaginas te puedes arrepentir porque descubres que solo es una mala imitación.>

Detente un momento a valorar a ese hombre o mujer que te ha dado los mejores años y momentos de su vida.  Quizás ultimamente las cosas no han ido como al principio, pero no se puede ver el sol sin un poco de lluvia, no seas como los cobardes que apenas ven que entra un poco de agua al barco y ya lo abandonan.

ANTES DE SER INFIEL…
Piensa que estas cambiando tardes
y noches enteras por cuando mucho, dos horas.
Que estas eligiendo los besos de alguien que te tiene ganas en vez de los de una persona que te Ama.
Que estas prefiriendo a una persona para la cual eres ”alguien mas” en vez de la persona que quizás sea la única a la que de verdad le importes .
Que estas prefiriendo a alguien que pensó que estabas ”buena” en vez de alguien que cree que eres la persona mas hermosa del mundo.

Que estas optando por alguien que te alimenta el ego en vez de optar por alguien que te llena el corazón .
Que estas apartando de tu lado a una persona que daría la vida por ti,  por alguien a quien apenas le interesas .
Que estas traicionando la confianza de alguien que piensa y se preocupa por ti las 24 horas a cambio de alguien que probablemente te olvide mañana.

Principales motivaciones para ser infiel

Puede haber tantos motivos como tipos de pareja y personalidades. En muchas ocasiones no existen graves problemas en la relación, sino que es la búsqueda de atención y afecto en otra persona lo que la puede provocar. Es más frecuente por:

  • Distanciamiento afectivo de ambos o de uno de los dos miembros de la pareja.
  • Conflictos y carencias en la pareja. Cambios de trabajo, de habituación y rutina.
  • Venganza: maltrato o infidelidad ajena.
  • Como excusa para la separación.
  • A veces por puro placer. Hay personas que buscan constantemente la aventura, el riesgo, para sentirse más vivas.

Los hombres suelen buscar sexo en la nueva relación y las mujeres tienden hacia la intimidad emocional, aunque, esto no es generalizable y existen modificaciones a nivel social y cultural. Es necesario distinguir siempre entre personas y relaciones, no a nivel de género.

¿Se debe confesar una infidelidad?  

Depende del motivo que la causó. Es necesario analizarlo personalmente. Y, en general, se sigue aceptando mejor la infidelidad masculina que la femenina. Si hablamos de la comunicación como base esencial de la pareja, es bueno que se confiese, aunque la otra persona pedirá, si es que lo “perdona”, que no se vuelva a repetir, pero esa sinceridad puede producir un efecto negativo, de alejamiento y desconfianza en la pareja que finalizaría la relación.

Inicialmente la persona engañada presenta incredulidad y la infidelidad suele provocar un sentimiento de culpa o de rechazo en ella. El engaño es considerado como una traición siendo las consecuencias, a veces, devastadoras para la relación provocando su ruptura ya que no siempre se puede asumir y aceptar.

Consecuencias en la persona engañada

La persona que sufre una infidelidad pasa por distintas fases de enfado, tristeza, rencor, miedo a que se repita por desconfianza y celos. Los varones tienden a reaccionar con ira y agresividad, mientras que las mujeres lo hacen con depresión, pasividad, impotencia…

Son frecuentes los pensamientos rumiatorios sobre las conductas de la pareja durante la infidelidad que minan la autoestima y producen una herida. A veces, además, se presentan Infecciones de Transmisión Sexual (ITS) como gonorrea, herpes, virus del papiloma humano, SIDA o embarazos no deseados.

Prevenir las infidelidades

Una comunicación adecuada, buenas habilidades de solución de problemas, desarrollo de la empatía y respeto conducen al éxito de la pareja. Realizar actividades gratificantes, entre ellas los hábitos sexuales, y procurar atención y cuidados al otro son también esenciales.

En general, una relación satisfactoria por ambas partes es el mejor antídoto contra la infidelidad de la pareja, excepto en casos de ciertas patologías de la personalidad en el que la infidelidad y la incapacidad de establecer vínculos afectivos se convierten en pura sintomatología.

Comparte con tus Amigos!